lunes, 4 de junio de 2018

Los mapas mentales


 
Fuente de la imagen: http://blog.centrodefabula.com

Los mapas mentales son una herramienta gráfica que tiene diversos usos. Su finalidad más práctica es la de representar, de forma visual y comprensible, una gran cantidad de información. Representan de forma esquemática una gran cantidad de conceptos y dibujan las relaciones entre ellos. De esta forma, resulta más fácil entender cómo funcionan y cómo se interrelacionan en un sistema.

Como práctica de estudio, hacer mapas mentales fortalece el proceso de aprendizaje duradero. El ejercicio de crear mapas mentales favorece la memoria y propicia un aprendizaje que va más allá de la simple memorización, pues aumenta la comprensión sobre el tema en cuestión.

Hacer mapas mentales es un ejercicio sumamente recomendable en el aula. Además, los mapas mentales, una vez realizados, permiten consolidar en un mismo plano información que proviene de diferentes fuentes o recursos de forma sistematizada.

¿Cómo elaborar un mapa mental?

Fuente de la imagen: http://www.queesunmapamental.com/

Aunque no hay una metodología específica que defina el procedimiento necesario para hacer un mapa mental, sí hay una serie de características comunes que pueden ayudar a guiar esta práctica.

Todos los mapas mentales tienen un tema central. Para construir un mapa mental se debe posicionar el tema o la idea en torno al que gira la discusión. Este tema debe colocarse en el núcleo y a partir de él surgirán temas o conceptos secundarios, representados mediante palabras clave. Por su naturaleza visual, no se construye una narración como tal.

Luego se establecen las relaciones entre el tema central y las palabras clave, generalmente mediante líneas o flechas. Estas son las principales “ramas” del mapa y pueden tener conectores que indiquen el tipo de relación que se establecen, ya sea con el tema central o entre ellas.

Te dejamos este video tutorial que explica cómo hacer un mapa mental:


No hay comentarios:

Publicar un comentario