lunes, 11 de diciembre de 2017

Saga de libélulas de Francisco Alejandro Méndez

Fotografía: Zantmaró Ediciones.

El Premio Nacional de Literatura Miguel Ángel Asturias fue entregado recientemente al escritor Francisco Alejandro Méndez por su amplia trayectoria literaria y periodística. Francisco Méndez también tiene una carrera académica, y además de ser doctor en Artes Centroamericanas, en Letras, por la UNA, es especialista en el género policiaco y en novela negra.

Fuente de la imagen: http://otrolunes.com/

Con motivo de la concesión del premio, Editorial Cultura publicó su libro Saga de libélulas. La novela hace un viaje a todo lo largo y ancho de Centroamérica. Como se afirma en el prólogo, el único protagonista de la historia es la violencia, y en el entramado de historias que Méndez logra entretejer se vislumbra esa característica común que nos une trágicamente como centroamericanos: la violencia que sobrepasa nuestras fronteras y nuestros jóvenes idearios nacionalistas.

Los personajes que se aventuran en la Operación libélula son criminales inescrupulosos y ejemplares que se han hecho famosos por sus habilidades asesinas. El narrador omnisciente nos da noticia de ese momento preciso en el que se inclinan por el crimen como modo de vida. Se trata de una novela que nos adentra en los mecanismos y los submundos de los crímenes a nivel regional. De forma paralela, la novela nos da noticia de Arturo Castillo, un escritor de novelas policíacas que trata de salvar su carrera mientras atraviesa por un bloqueo creativo. El autor realiza un viaje a Centroamérica para inspirarse y escribir su próxima obra, y termina viviendo en carne propia la violencia y la pobreza centroamericanas. Sin embargo, en su viaje encuentra varios amigos y aliados, entre los que destaca el comisario guatemalteco Wenceslao Pérez Chanán, que es quien conforma el plano de la investigación de la novela, junto con el detective William Guillermo Arguedas.

Saga de libélulas es un libro que definitivamente ganará el favor de los lectores que gustan de la novela negra y del género neopolicial. Es una lectura que se inserta en la corta tradición del género negro en Guatemala, y la emoción que logra mantener a través de las historias que cuenta es admirable. Recomendamos esta lectura para finalizar el año con la emoción de una saga policial.



No hay comentarios:

Publicar un comentario