lunes, 17 de diciembre de 2012

El cine: experiencia de inmersión total


La semana pasada te dimos algunas ideas sobre el cine como herramienta de enseñanza, y curiosamente nos topamos con un video que explicaba la forma en que el cine (la experiencia inmersiva que tenemos ante una gran pantalla) es una de las herramientas más poderosas para capturar nuestra atención.

La atención, por cierto, es un poderoso elemento de la cognición humana porque en la medida en que estemos atentos a algo, más fácilmente recordable será ese momento. La atención logra poner más capacidad cerebral a trabajar, activando más de un sentido y haciendo relaciones entre los estímulos, creando una imagen más vívida que puede ser recuperada en cualquier momento.

Y a pesar que muchas personas creen que la tecnología nos hace multitareas (multitasking), en realidad no podemos hacer muchas cosas de forma eficiente. Cuando mucho logramos ir saltando de una tarea a otra de forma muy rápida.

Esta digresión era solo para enfatizar por qué entrar a una sala de cine nos obliga a prestar atención a una historia: Al no tener distracciones, estar inmersos en la narrativa que tenemos frente a nosotros, logramos no sólo seguir la trama sino ser parte de ella e imaginar un mundo paralelo por completo. Este es el poder del que habla Jason Silva cuando hace este tributo al séptimo arte desde el punto de vista científico:

ATTENTION: The Immersive Power of Cinema from Jason Silva on Vimeo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario